Última Hora

‘Lola’ la perrita encontrada luego de tres años de su desaparición


Es increíble el poder que tienen las redes sociales, en definitiva son una herramienta muy útil sobre todo cuando se trata de buscar a seres queridos que están perdidos. Conoce los detalles de la historia de Lola

El pasado domingo 13 de octubre, Pedro Otero recibió una noticia que embargaría de emoción su corazón, ‘Lola’, su perrita desaparecida desde hace tres años había sido vista en Barranquilla, Colombia, gracias a una publicación en redes sociales y el periódico ‘El Heraldo’.

Lorena Segrera fue quien hizo públicas las imágenes el 28 de septiembre donde se observaba a Lola vagar por las calles en un estado desfavorable, se le veía cansada y desnutrida.

La mujer decidió fotografiar a la canina precisamente por su mala apariencia y porque tenía un extraño bulto en su costado, en el pie de la foto pedía ayuda para el animal.

La perrita estaba muy enferma cuando desapareció

No obstante, localizar a la perrita fue un trabajo complicado. Cuando fueron a buscarla donde había sido vista por última vez, Lola ya no estaba. Se requirió la colaboración de mucha gente de la localidad para dar nuevamente con ella.

Tres años de angustia

Lola es una perra 'weimaraner' de 13 años

Otero había perdido a su mascota desde el año 2016, cuando su hermana, Gina Otero, la sacó a pasear. Sin embargo, ese día comenzó a llover mucho, la perrita se asustó con el estruendo de los relámpagos y huyó.

Su dueño no solo estaba preocupado por su desaparición, también por su salud, pues Lola acababa de haber sido operada de un tumor que tenía en su colita. Además de ello, padecía de problemas del corazón.

En ese momento comenzó su desasosiego. La familia estuvo buscándola por todos los medios posibles, desafortunadamente pasaron los años y no sabían nada de ella.  

Curiosamente una de las personas que la alimentaba mientras estaba en las calles decidió llamarla Lola, sin saber que ese era su verdadero nombre.

Lola en el año 2016 / Cortesía: Perfil en Facebook de Pedro Otero

Aunque su estado de salud está muy comprometido, Otero asegura que aún recuerda todos los trucos que había aprendido y que la perrita se emocionó tanto como él cuando se reencontró con su familia. Ahora solo queda mejorar su bienestar y ayudarla en su recuperación.

Recibe más noticias uniéndote a nuestra página de Facebook o siguiendo nuestras redes sociales.