Perros

[Perros][btop]

Noticias

¿Por qué el carácter posesivo de los gatos? + Oxiconsejos

A veces los mininos tienden a demostrar demasiado cuidado hacia su dueño, incluso llegan a sentir que pierden su cariño, esto les activa todas las alarmas para comportarse de forma posesiva. Descubre ¿Qué puedes hacer al respecto?

Algunas personas creen que los gatos son seres distantes, fríos o que les gusta la soledad, y por ello les suena descabellada la idea de que los felinos también sienten celos. Estas pequeñas bolas de pelo suelen comportarse de forma posesiva con su dueño si están ante la presencia de otras personas u otras mascotas.

La forma de como los gatos expresan sus celos, es bastante similar a la de los seres humanos. En principio, puede parecer una reacción tierna o una demostración de amor, lo cierto es que el carácter posesivo de estos animales puede llegar a ser irritante y hasta peligroso, tanto para ellos como para los demás.
Pueden comportarse agresivos
Cuando un gato manifiesta actitudes posesivas, evita compartir tu atención con otros. Llegan a comportarse un poco agresivos para defender el territorio que han ganado sobre sus dueños. Generalmente, ocurre porque a los mininos les fastidia sentirse desplazados o tener algún rival.

¿Por qué la actitud posesiva?

En la gran mayoría de las ocasiones, la actitud posesiva invade a los felinos cuando estos sufren de miedo a perder la atención que han conquistado.
Su carácter tienden a ser malhumorado 
Además, pueden llegar a sospechar que sus dueños lo van a reemplazar, bien sea con la llegada de un bebé al hogar o con otra mascota. Encarar la presencia de un individuo nuevo, no es tarea fácil para los mininos, lo notan como una amenaza a su convivencia, así que, lo más probable es que terminen en una actitud de rechazo.

Es un recurso muy frecuente usado por los gatos, para mantener la rutina con su ser querido y eludir cualquier tipo de circunstancias desagradables. Este comportamiento no debe traducirse en un hábito de maldad, ya que lo hacen meramente por supervivencia, es una reacción común en cualquier mascota.

Usualmente, la posesión ocurre cuando no han sido debidamente amaestrados o tienen poca sociabilización, por lo tanto, no han tenido la posibilidad de establecer relaciones positivas con otros individuos, independientemente de sus dueños.

Señales en su comportamiento
Gruñen o maullan ante su nueva amenaza
Darse cuenta de la molestia en los gatos es algo sencillo, sus sentimientos o percepciones son delatados por su lenguaje corporal. No obstante, debemos recordar que estos animales son especialmente radicales para dar cambios en sus actitudes si están incomodos. Algunas de sus alteraciones son:
§ Modificaciones en el ánimo, pueden percibirse que están deprimidos, o por el contario, padecen de hiperactividad como una forma de llamar la atención de sus cuidadores.
§  Gruñen o atacan a su nueva amenaza.
§  Realiza marcaje por las paredes, muebles y demás objetos de la casa.
§  No mantienen el contacto visual con su dueño.
§  Desordenan todo en exceso.

Dentro de los consejos más convenientes para eliminar esta conducta, es que los gatos no sean expuestos a los cambios bruscos de convivencia. En vez de forzar la relación entre alguna visita, otra mascota o un bebé, lo mejor es presentar al minino con estos individuos y dejar que la confianza fluya por sí misma.

Es esencial fomentar una personalidad sociable en el felino. Para ello, debes educarlo desde sus primeros meses de vida, con esto lograras que los cambios sean más fáciles de asimilar. En su infancia, está la clave para crear un carácter flexible.

Procura que tu mascota siempre tenga juguetes propios, así su actitud posesiva se enfocará solo en esos objetos, asimismo, trata de no hacer diferencia en el trato con tu mascota. A pesar de las variaciones en tu entorno, debes proporcionarle gran cantidad de mimos y afectos para que no se sienta abandonado.
¿Tu gato ha llegado a ser posesivo? Déjanos saber tus experiencias a través de los comentarios en Facebook. ¡Visítanos!